Google

martes, enero 16, 2007

Supercampeones!!! (resúmen posta en español)

Este es la historia de un niño llamado Tom Olivera (pero que siempre lo llaman primero por el apellido y después por el nombre) que le gusta el fútbol. Es hincha de Cienciano, como buen peruano, y la rompe con la pelota.

Un día mientras la pateaba en el Parque del barrunto unos brabucones quisieron robarle la pelota, pero el no se dejó. Tonces el arquero y líder de la manchita, que le decían Benji porque tenía un perrito parecido al de las películas, lo retó a un partido, el ganador se quedaría con la pelota y con la novia de Olivera Tom, que era una chica que hacía step en el gimnasio de la vuelta llamada Paty. Olivera acepta –porque le da unos agarres que ya te cuento- y junto con unos vaguitos del clúb del barrio formaron un equipo (deportivo santiago) y comenzaron a entrenar cerca de del estadio garcilaso. Una tarde mientras entrenaban vino un brasuco borracho a pedirles unas monedas, y lo convencieron para que fuera su DT (y como era mayor, para que les comprara el codificador de canales porno).

El loco los entrena, pero como no puede mantener bien el equilibrio, sus jugadas tienden a irse a la derecha sin que se de cuenta. Como Roberto Porongo, tal es el nombre del nuevo entrenador, se preocupa más de tener la botella llena que de cuidar a los chicos no se percata de que uno de ellos, Brus, tiene la incontenible manía de parase frente a los chumbazos de sus compañeros y parar la pelota con su cacharro (cara, rostro) lo que termina por causarle una embolia al 4 día de entrenamiento, y de que otro, Andy, tiene asma y problemas del corazón. Un día a los 3 minutos de comenzar el entrenamiento tuvieron que llamar a la ambulancia porque Andy cayó como tabla y no se levantó más.

Poco después hay un capítulo donde entrenan con lluvia y se les embarran todos los uniformes, tonces los llevan a la tintorería donde conocen a los hnos Korioto, hijos del dueño de la Tintorería son unos vagos que se ganan la vida haciendo piruetas en los semáforos. Les cuentan lo del equipo, y como hace poco se habían quedado con 2 jugadores menos le faltaban jugadores (Je!) entran los gemelos al equipo. Más tarde se les uniría Tomy Saki, que vino de mochilero porque el viejo era un pintor hippie que lo paseaba por los 4 puntos cardinales del planeta. Olivera y Tomy se llevaban bien, y hacian juagadas copadas entre ellos.

La final duró como 4 semanas porque cada jugada era eterna ya que te mostraban al jugador de turno corriendo con la pelota mientras escuchábamos sus pensamientos conflictivos acerca del desarrollo del juego y otros dilemas de la vida. El equipo de Olivera ganó por suerte gracias a las jugadas combinadas que hacía éste junto con Tomy Saki. Pese a que Benji no pudo darle masita a Paty, se hacen todos amigos y después del juego se van a tomar unas chelitas (pero dicen que es Gato-rade!)

En la segunda temporada entraba Estiv Jiuga, un negro de Fuerte Apache hincha a mirir del Alianza Lima que reparte diarios que tenía que mantener a 20 hermanitos -todos de padres diferentes-, y que aprovecha la patada que adquirió pateando tachos de basura junto a un tío borracho y se anota en un torneo de fulbito de barrio. Allí lo descubre una mamacita que es la directora de un colegio privado de Recoleta y le da una beca a cambio de que ingrese al equipo del colegio. A partir de ahí se convierte en el nuevo enemigo de Olivera, y su estilo de juego es una especie de carranza, pero con más bronca.

Esa es la historia

Etiquetas: , , , ,

2 Comments:

At 9:11 a. m., Anonymous Anónimo said...

que chongo esta buenasa

 
At 11:20 a. m., Blogger Jucehovi said...

jajaja q buena...casi como la de los equipos de aca solo falta q los patines se quiten a Europa y cuando regresaban se reventaban el billete con la seleccion

 

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un vínculo

<< Home